Diario El Este

Inicio Noticias Justicia determinó que el PIT-CNT no tiene responsabilidad en las demandas por el plan de vivienda sindical

Justicia determinó que el PIT-CNT no tiene responsabilidad en las demandas por el plan de vivienda sindical

por Daniel Altez

Este lunes el PIT-CNT brindó una conferencia de prensa para comentar el fallo de la Justicia que definió que la central sindical no tiene ninguna responsabilidad en las denuncias que giraban en torno al Plan de Vivienda Sindical (PVS) desde 2014. El Tribunal de Apelaciones en lo Civil de 3er turno confirmó la sentencia de primera instancia en la que “se libera de toda responsabilidad al PIT-CNT y sus dirigentes”, informó el secretario general, Marcelo Abdala.
En su momento, la empresaria rochense Susana Nicodella entabló una demanda civil contra el PIT-CNT por 2.800.000 dólares. Nicodella, propietaria de una barraca en La Paloma, había otorgado cheques diferidos por 300.000 dólares a una empresa llamada Vivamax SA para la compra de terrenos en el marco del PVS de la central, pero luego dijo haber comprobado que con el dinero no se había comprado ningún terreno, sino que se había utilizado para fines particulares.
En marzo de este año se conoció el fallo también a favor del PIT-CNT del juez letrado capital Hugo Fabián Rundie, quien sostuvo que Nicodella “incurre en un contrasentido” en la medida en que ella nunca firmó un contrato con la central ni tampoco le reclamó “ninguna formalidad” a la organización, salvo al momento de demandarlos.
En esta oportunidad, la sentencia de segunda instancia, redactada por la doctora Claudia Kelland, va en la misma línea que la de Rundie y sostiene que Nicodella y el PIT-CNT no tenían vínculo previo alguno, y que el responsable del plan de vivienda sindical en aquel entonces, Eduardo Burgos, tomó conocimiento de la situación de Nicodella cuando ella se apersonó en la sede de la central a hacer la denuncia.
“Este fallo por ser el segundo absolutorio torna improcedente la posibilidad de la Casación y significa por tanto el cierre de unas dilatadas actuaciones judiciales que comenzaron en el año 2014”, destaca la central sindical.
Por este caso fue procesado por estafa uno de los representantes de Vivamax en 2017, que junto a otro ya fallecido exhibían contratos suscritos entre esta empresa y Burgos, que usaban para pedir anticipos de dinero a su provecho.
“Es un motivo de mucha alegría y tranquilidad desde el punto de vista de reafirmar cosas que hemos sostenido del PVS desde hace bastante tiempo”, comentó Abdala, y agregó que es momento de “abrazar a los compañeros que han sufrido mucho por las calumnias en un período muy largo”. En particular se refirió a Burgos y aseguró que su nombre “queda limpio”.
Abdala remarcó que “el Poder Judicial ha resuelto, y no por falta de pruebas sino en una muy profusa investigación, que ni el PIT-CNT ni ninguna de sus filiales ni sus militantes tiene algo que ver con problemas que se dieron entre empresarios; ha quedado en segunda instancia probado que el PIT-CNT es ajeno a cualquier tipo de maniobra delictiva a partir de lo que son las actividades vinculadas al PVS”.
Además, el secretario general subrayó que paralelamente a este juicio, el programa siguió su curso y al día de hoy “hay 1.000 familias de trabajadores viviendo en casas montadas por el PVS, hay alrededor de 600 que están en pleno proceso y 2.000 que están en obra, 800 que esperan escriturar, y hay 1.500 familias que esperan los trámites de contratación de préstamos”. Abdala opinó que el programa beneficia a la gente porque a través de procesos constructivos industriales que reducen el precio del metro cuadrado de construcción se les permite pagar una cuota por su casa que es inferior a los precios de los alquileres actuales.

Dejar un comentario

Publicaciones relacionadas