Diario El Este

Inicio Cultura Rincón Cultural: la Gran Pirámide de Guiza.

Rincón Cultural: la Gran Pirámide de Guiza.

por Damián Muñiz

En la época de la antigua Roma, encontramos el libro de septem mundi espectaculi  del arzobispo de Constantinopla, San Gregorio Nacianceno. Este libro fue escrito por el siglo IV a.C. y a decir verdad, difiere mucho de la lista inicial redactada dos siglos antes.

En esta nueva lista se añadió al templo de Tebas en Egipto, las construcciones en la colina del Capitolio de Roma y el monumento de Adriano.

De todas formas, debemos de esperar varios cientos de años para que la lista con las siete maravillas del mundo antiguo se confeccione tal y como la conocemos hoy en día.

Para conocer la siguiente maravilla debemos de viajar al antiguo reino de Egipto, concretamente a la IV dinastía de faraones y principalmente a la dinastía Keops.

Si bien hubieron varias pirámides, la primera y más famosa de estas es la pirámide escalonada de Saqqara del faraón Dyeser, cuyo arquitecto era Imhotep, o la pirámide acodada, en la región de Dahshur, que se considera una etapa intermedia entre la «pirámide escalonada» y la «pirámide clásica»; lo cierto es que Keops quería que la suya sea la más grande. Cuenta la leyenda que para ello, el faraón exigió a todos los egipcios del reino a trabajar en ella y se dice también que prostituyo a su hija para financiar la construcción.

Para el año 2570 a.C., es decir hace 4000 años, empezó la construcción en la necrópolis de Guisa, cerca de El Cairo. En cuanto al tiempo de construcción, se cree que se tardó entre 20 y 30 años.

En sus comienzos, la gran pirámide de Keops, medía 146 metros de altura, pero debido al robo de un piramidón de oro que coronaba la punta, esta quedo unos metros más baja. Aun asi, durante años fue la estructura construida por el ser humano más grande del mundo; hasta que se construyó la Catedral de Lincoln en Reino Unido de 160 metros construida entre el siglo XI y XIV.

Se estima que se utilizaron más de 2 millones de bloque de piedra con un peso superior a las dos toneladas cada una.

En su interior tiene la cámara del Rey, la cámara de La Reina y una cámara subterránea, además de estar revestida con caliza blanca que le daba un brillante y liso toque a toda la pirámide, lamentablemente el revestimiento se perdió con el tiempo. Al parecer, como consecuencia de un terremoto en el siglo V.

El hijo y el nieto de Keops, Kefren y Miserino, respectivamente, construyeron sus pirámides en la misma necrópolis copiando la posición de la constelación del Cinturón de Orión.

De todas las maravillas del mundo antiguo, la Gran Pirámide de Guiza, es la única que perdura hasta la actualidad.

Publicaciones relacionadas